29 de septiembre de 2020

creatividad

Ponga un narcisista en su anuncio y después ríase de él

 míchel gracia / copy creativo

 

Ponga un narcisista en su anuncio y después ríase de él.

La psicología inversa y la ironía son una apuesta valiente en publicidad, pero pueden servir para resaltar por contraste las virtudes de un producto. Así, en ocasiones se recurre a un personaje público de la política, cuya imagen no está tan sometida a limitaciones de uso como la de un particular, sobre todo cuando existe una percepción negativa de sus actitudes y valores. La estrategia retórica es ridiculizarlo diciendo: «no seas como él» y vendiendo que tu producto evitará parecerse a este modelo indeseado. Por oposición lógica, el mensaje puede calar con fuerza en el receptor, si se hace con inteligencia porque una torpeza podría llevar a identificar nuestra marca con un personaje indeseado.

En esta caso, la compañía mejicana enfabebe.com.mx se atreve a usar a su  todopoderoso vecino Trump para anunciar su leche para lactantes sugiriendo que si no proteges el desarrollo de la mente de tu bebé podría terminar haciendo peligrosas tonterías y hacer daño a otras personas.

Si quieres campañas como esta, #llámanos: #tenemosideas.

artículos recientes

categorías del blog

Share This
Esta web utiliza cookies, puedes ver aquí la Política de Cookies